Emprended, emprended, malditos

Las modas dirigen nuestras vidas. Si la sociedad dicta tener teléfono de última generación, hay que comprar un teléfono de última generación; si los mercados dicen que todos debemos tener una segunda residencia en Torrevieja, debemos hipotecarnos durante cinco vidas para poder disfrutar de dos días de vacaciones en una multipropiedad. Si está de moda emprender, pues emprendamos, que es tendencia.

 
Soy bastante receloso en relación al emprendimiento; no por el mero hecho de iniciar una actividad empresarial por cuenta propia (yo mismo he barajado esta posibilidad como salida al desempleo) sino por la forma de vendérnosla. Bajo el “tú puedes ser dueño de tu propia empresa” los desempleados ven una forma de salir del túnel en dónde están hundidos y muchas veces confunden el querer (montar una empresa) con el poder (dirigirla).

 
Las acciones llevadas a cabo por los diferentes organismos encargados de fomentar el autoempleo se basan en una mentira (bueno, llámalo mentira, llámalo media verdad): Todos podemos tener nuestra propia empresa. Falso. No todos podemos ser autónomos, de la misma manera que no todos podemos atravesar la ría de Arousa a nado o no todos podemos quitarnos una ingeniería de telecomunicaciones por la Universidad de Vigo.

 
Seamos realistas, para ser emprendedor además de financiación e ideas, se necesita de una formación, unas aptitudes y unas actitudes concretas; muchas de las cuales no se pueden adquirir o desarrollar en su totalidad en los cursos de las Cámaras de Comercio. Pero aún así se les anima, se les lanza y se les hace creer que sí, que todo es posible en esta tierra de las oportunidades con forma de piel de toro.

 
cropped-aa.jpgCapitalizan el desempleo, se pagan su cuota de autónomo con las grandes ayudas estatales y autonómicas (ironía ON), y se esfuerzan más y más y más, siguiendo los pasos que les enseñaron que tienen que seguir, y, de pronto, el fracaso. Es entonces cuando aparecen la pregunta que no nos hemos formulado antes ¿estaría realmente preparado para ser mi propio jefe? Si nos centramos en los datos, vemos que existen cada vez más autónomos (las cifras no son capaces de diferenciar entre autónomos reales o falsos autónomos- que también los hay) pero también vemos que los expertos empiezan a hablar de una “burbuja del emprendimiento”, esto es, el mercado (tan tonto para unas cosas tan listo para otras) no es capaz de absorber tanta nueva empresa, tanta nueva ilusión y acabará (si no lo ha hecho ya) explotando con todo. País de sueños frustrados.

 
Históricamente no hemos sido un país de emprendedores, la última información con la que cuento señala que el 80% de los estudiantes de Administración y Dirección de Empresas de la Universidad de Santiago de Compostela querían ser funcionarios (lo que se llama una sociedad de contrastes). Por eso no acabo de entender muy bien este cambio de tendencia tan exagerado, será cosa del mercado.

 
Finalmente señalar que si usted, apreciado y amadísimo lector, está pensando en emprender, procure no hacerme mucho caso. Usted es una persona inteligente, audaz y competente. Mejor que usted no le conoce nadie, y sabe si está capacitado para caminar por su cuenta y riesgo. Procurando mantener al margen cualquier moda pasajera.

Anuncios

Un pensamiento en “Emprended, emprended, malditos

  1. Felicidades por el artículo.

    Me gustaría añadir que emprender, además de no ser una alternativa para todo el mundo, tampoco es la solución al desempleo. O eso parecen apuntar los datos del mercado laboral de aquellos a quienes “no les va tan mal”.

    A 31 de diciembre de 2012 la media de autónomos en relación al conjunto de población ocupada en Europa (27 países) es del 15%, media que superan Grecia, Italia, España, Portugal, Irlanda, Rumanía, Polonia…

    Alemania, Dinamarca, Holanda y las otras “potencias económicas” con un mercado laboral con muchas menos personas en desempleo no llegan a esa media.

    Es muy necesario contar con la alternativa del emprendimiento, que en muchos casos puede ser la mejor de las opciones. Pero es importante huir de soluciones definitivas a modo de “Santo Grial” .

    Muchas gracias por compartir tu trabajo y dar la oportunidad de participar.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s